10.5 C
General Villegas
domingo, 18 agosto, 2019

Iribarren relativizó su procesamiento: “Es una causa política”

La causa GIRSU tiene como procesados a varios ex intendentes de la Provincia de Buenos Aires como co-partícipes en una estafa millonaria al Estado. Uno de ellos es el ex jefe comunal de Ameghino, Francisco Iribarren. “Lamentablemente el Poder Judicial ha actuado como una herramienta electoral”, lanzó.

 

La Cámara Federal confirmó los procesamientos de 47 intendentes y exintendentes -de la provincia de Buenos Aires y de distintas ciudades del país-, por las irregularidades en el manejo de los Programas Municipales de Gestión Integral de Residuos Sólidos Urbanos (GIRSU). Según la investigación judicial, el fraude al Estado entre los años 2013 y 2015, fue de 600 millones de pesos.

Entre los acusados se encuentran algunos ex jefes comunales de distritos vecinos, tales como Roberto Gustavo Dehesa y Francisco Iribarren, ex intendentes de Rufino y Florentino Ameghino respectivamente. Dictaron la falta de mérito a Pablo Javier Zurro (Pehuajó) y Celia Ginani de Lafleur (Carlos Tejedor), entre otros.

Actualidad dialogó con Iribarren, uno de los procesados, quien dio su versión de los hechos: “Es una causa que tiene un origen administrativo en el hecho de una obra que no fue finalizada por diversos problemas, entre ellos que justo se cruzaba con un canal. Al no ser finalizada nosotros no presentamos la rendición final. La causa madre es una causa que se les hace a los jefes de gabinete y a los secretarios de Ambiente de la Nación, y a nosotros nos procesan como co-partícipes”, explicó Iribarren.

El ex intendente de Ameghino tendió un manto de duda acerca de la “intencionalidad política” de la causa: “Desde el punto de vista administrativo, lo que faltaba era la rendición de la obra. Nosotros habíamos gastado una parte y la otra parte quedó como saldos afectados de un subsidio que le entregó Nación, por 3 millones de pesos, a la Municipalidad. Completamos casi el 70% de la obra. La discusión final es sobre ese 30% que quedó sin realizar. Tomaron 90 intendentes al azar, procesaron a los 90, incluso a los que tenían la obra terminada también los procesaron, cosa que fue una barbaridad. Esto de ninguna manera puede ser una causa penal. Todo esto, como casualmente pasa con todas las causas políticas, cayó en el Juzgado de Bonadío y suceden las cosas que suceden con la Justicia Federal en este momento”, argumentó.

Iribarren afirmó estar tranquilo con la situación: “Nosotros no tuvimos ninguna objeción del tribunal de cuentas, tenemos el ejercicio aprobado. Es todo dinero que giró dentro del municipio, todo se utilizó para la planta. Lo que pasa es que una parte se rindió, otra parte no llegó a rendirse y otra parte llegó para saldos afectados. Todo se utilizó para la planta o por temas relacionados a la planta, como terraplenes. Desde el punto de vista administrativo no hay ninguna objeción, por eso el tribunal nos aprueba todo”, esgrimió.

El ex intendente de Ameghino volvió a subrayar que se trata de “una causa política”: “Si esto genera un antecedente, pobres los intendentes futuros. Hay un intendente que está procesado porque no hizo la obra y puso la plata en plazo fijo. No hizo la obra porque se iba, no llegaba a hacerla y no le alcanzaba. A ese intendente también lo procesaron. En el caso de Ameghino, nosotros dejamos la plata de los jardines maternales y el intendente actual la tiene todavía a plazo fijo, con lo cual es un antecedente para que algún día le pueda suceder lo mismo. Desde el punto de vista legal es una barbaridad porque no te pueden hacer una causa a vos solo, cuando el municipio es un ente donde un conjunto importante de gente tiene responsabilidades administrativas. Así están las cosas en Argentina. Claramente esta causa se ha movido en los tiempos políticos: la investigación se inició en 2015, en las legislativas de 2017 nos indagaron y un mes antes de las PASO sale la resolución de la Cámara”, cuestionó.

Y añadió: “Lamentablemente el Poder Judicial ha actuado como una herramienta electoral más, junto con los medios de comunicación y sus condenas mediáticas. Así estamos en Argentina. Se trata de instalar en la sociedad que los honestos están de un lado y los corruptos están del otro, y ese es el eje de campaña que tiene Cambiemos ante el rotundo fracaso del gobierno. Se trata de tapar esa realidad con este tipo de causas”.

Actualmente Iribarren se encuentra trabajando en la precandidatura a intendente de Ameghino de Patricio García. También apoya a los equipos de Alberto Fernández. “En 24 años el peronismo de Ameghino logró hitos históricos, como llegar al déficit 0 de viviendas, dotar a la ciudad de cloacas, unir al distrito por la ruta 66. Patricio es la persona que puede darle esperanzas a la gente y sacar a un distrito que ahora está sumergido en la mediocridad, en la chatura, en el conformismo y, fundamentalmente, en la falta de esperanzas”, concluyó.

1 Comentario

  1. Cómo todo k. Dicen que es una causa política. Ellos son niñitos de catequesis! Entraron pobres y ahora no pueden justificar el blanco.

Dejanos tu comentario

Por favor ingresá tu comentario
Por favor ingresa tu nombre