23.6 C
General Villegas
miércoles, 30 septiembre, 2020

Agustín Chiauzzi, de campeón con los Rojos y los Verdes de Cuenca a jugador de paleta

Agustín Chiauzzi comenzó su carrera futbolística en los Rojos de Cuenca, cuando era muy pequeño. A los 6 o 7 años ya formaba parte de las filas de Sport, club donde debutó en primera cuando tenía apenas 13 o 14 años.

«Jorge Rossi me hizo debutar con Ingeniero White en los regionales que se hacían antes acá. Había muy buenos jugadores había en ese tiempo. Ingeniero tenía un equipazo», recuerda Chiauzzi.

Agustín pintaba para crack. Fue a probarse a Newells junto a otro jugador de Tres Algarrobos con pasado en nuestra Liga: el ex Atlético de Ameghino Sebastián Santos.

Los dos quedaron en la Lepra, pero no perduraron. Chiauzzi quedó libre al año y Santos podría haber hecho carrera en el club rosarino, aunque decidió regresar.

«Fue una experiencia muy linda. Fue cuando tenía 16 años. Después fui a Buenos Aires con Roberto Passucci. Éramos todos jugadores libres. Nos llevaron a probar a Los Andes. Estuve practicando con los jugadores de reserva de Los Andes, pero tuve la mala suerte de que me tuve que operar de la rodilla y me volví para mi pueblo», relata Agustín.

En su regreso a Cuenca se calzó la camiseta de los Verdes, club del cual es hincha. «Jugamos el Argentino C, había muy buenos jugadores, estaba el Seba (Santos) que la rompió», narra.

Luego de esa experiencia recaló en Atlético Villegas, cuando el «Ciruelo» Piaggio era el DT. «En Atlético me retiré. Ya no quería entrenar más. No me arrepiento de lo que hice, pero si volviera atrás creo me tomaría más profesionalmente al fútbol, más en serio. De todas maneras puedo decir que salí campeón de la Liga del Oeste con los Rojos y también con los Verdes», sostiene.

Ahora Agustín dejó definitivamente el fútbol para abrazar la paleta. Ha recorrido todas las canchas de la zona, jugando con jugadores de primer nivel.