18.9 C
General Villegas
lunes, 20 septiembre, 2021

La pandemia no le pudo cortar las alas al Aeroclub de General Villegas

El coronavirus complicó el normal funcionamiento de todas las instituciones y el Aeroclub de General Villegas no fue una excepción. Sin embargo, el grupo de personas que está detrás de esta institución no se quedaron de brazos cruzados y se las han ingeniado para que, respetando los protocolos y medidas de seguridad, el Aeroclub haya podido mantener las puertas abiertas a la comunidad y a los pilotos.

«La pandemia nos ha restringido algunas actividades que teníamos planificadas, como por ejemplo el campeonato de aterrizaje, cursos de formación para pilotos y encuentros; actividades que no se pueden hacer porque hay que estar pensando en el resguardo de la gente y en que no se propague el contagio», le dijo a OVACIÓN Sergio Quiroga, instructor del Aeroclub de General Villegas.

«Estamos alcanzando los dos objetivos de toda institución aerodeportiva: uno de ellos es fomentar el desarrollo de la aviación civil y el otro la formación de pilotos. Nosotros hemos estado formando pilotos y seguimos teniendo inscripciones de aspirantes al curso de piloto privado, que es el primer escalafón de licencia para poder operar una aeronave. Después, si la persona quiere ser más profesional, tiene que acreditar 150 horas de vuelo y hacer el curso de piloto comercial. Nosotros en el aeroclub estamos habilitados para formar: pilotos privados, pilotos comerciales, instructores de vuelo, pilotos comerciales de primera clase de avión y también tenemos las habilitaciones de vuelo nocturno. Seguimos con las actividades de capacitaciones y formando pilotos; eso sí: respetando el distanciamiento, restringiendo espacios comunes como el aula y el simulador y sanitizando los ambientes», comentó Quiroga.

Y agregó: «En lo que respecta al fomento de la aviación hemos organizado jornadas a puertas abiertas los fines de semana, donde permitimos que la gente se acerque, haga vuelos de bautismo, se saquen fotos y hablen con los pilotos. La gente tiene una opción más para poder ir al aeroclub, tenemos una cancha de fútbol, los chicos pueden correr y ver a los aviones. Apuntamos a hacer el trabajo lo mejor posible, siempre respetando las normas vigentes y poniendo en práctica lo que llamamos seguridad operacional»

DA: ¿El asfaltado de la pista es un sueño que no se podrá cumplir?

SQ: Es una decisión política del gobierno que esté de turno, ya sea municipal y provincial. Con muy poco material la pista volvería a estar en condiciones, solamente necesita un reasfaltado. No estamos pidiendo mucho. Con un kilómetro de pista asfaltado podemos llegar a cualquier parte del mundo. No necesitamos hacer una autopista ni rutas. Solamente necesitamos un kilómetro de asfalto.

DA: ¿Cómo evolucionó el Aeroclub desde que usted llegó a General Villegas?

SQ: Cuando llegué a Villegas teníamos un solo avión operativo y habilitado para escuela de vuelo. Hoy tenemos los 4 aviones habilitados para LA escuela de vuelo. En aquel entonces solo podíamos dictar la capacitación de piloto privado, no teníamos simulador, no teníamos aula, no teníamos aire acondicionado, no teníamos casi nada. Fue una labor de muchos años, con distintos protagonistas en el equipo de trabajo, pero siempre con el mismo espíritu: tratar de poner al Aeroclub en los estándares más óptimos para la formación de pilotos.