26.7 C
General Villegas
viernes, 27 noviembre, 2020

Lorena Mendoza sobre Omar Olaizola: «Es mentira todo lo que dice»

La mujer, ex cuñada de quien fuera precandidato a intendente, lo denunció. «Me dieron un botón antipánico, porque quiso romper la puerta de la casa, nos amenazó con que la iba a prender fuego conmigo y los chicos adentro. Dijo que iba a matar a su hermano y sobrinos», manifestó en ACTUALIDAD.

 

Omar Olaizola, ex precandidato a intendente por el partido Dignidad Popular, acusó esta semana a la mujer de su hermano de haber usurpado la vivienda de sus padres. «Me fui a trabajar al negocio, volví y había gente adentro. Incluso cambiaron la cerradura. Me dejaron en la calle», decía el propietario de una pizzería de la calle Mitre.

Este viernes su ex cuñada, Lorena Mendoza, se acercó a ACTUALIDAD para hacer su descargo a esas declaraciones.

«El papá de mis hijos, de quien estoy separada hace diez años, me ofreció la casa porque estaba deshabitada, para que viva ahí con mis hijos y deje de alquilar. Me dio la llave en la mano, fui y entré», relató la mujer.

Mendoza aseguró que Omar Olaizola «nunca vivió ahí, ni siquiera cuando vivían sus padres. Yo no usurpé nada»; al tiempo que mencionó que justamente el temor a una posible usurpación fue lo que hizo que su ex pareja (hermano de Omar), le ofreciera la casa, porque «¿qué mejor que estén mis hijos y no alguien de afuera?», se preguntó.

La mujer repitió que «es mentira que él vivió ahí. Me quiere hacer quedar mal a mí. Yo quiero aclarar que es mentira todo lo que él dice».

Mendoza vive en la casa con dos hijos, uno menor y otro mayor de edad. Y niega otro de los dichos de Olaizola, que manifestó que en el domicilio había alhajas de su familia y dinero en efectivo. «Es mentira, lo único que había era mugre. Los vecinos me vieron cuando la sacamos. No había joyas ni plata».

«Mi suegra todo lo que tenía era casi abandono, si no fuera por la nieta mayor que vive en el patio, aparte de la casa. Él (Olaizola) tiene una perimetral con esa nieta, no se puede acercar a ella», agregó.

Sobre la relación del ex precandidato a intendente con sus padres manifestó que «con la madre era buena, pero con el papá muy conflictiva desde que lo conozco, hace 20 años. También con su hermano, mi ex marido».

Mendoza denunció a Olaizola. «Me dieron un botón antipánico, porque quiso romper la puerta de la casa, nos amenazó que la iba a prender fuego conmigo y los chicos adentro. Dijo que iba a matar a su hermano y sobrinos», expresó.

«De parte de él desconozco si hay alguna denuncia, porque nadie me notificó nada. Me quedaré ahí hasta ver qué pasa», añadió.

La mujer sostuvo que aceptó el ofrecimiento de su ex pareja «porque la situación está difícil. Dije ¿por qué pagar un alquiler si puedo vivir en un lugar que me están prestando. Pero ahora quedo como mala persona y lo que dice Olaizola es mentira. Él no quedó en la calle. Vive hace diez años en la pizzería, siempre vivió ahí, desde que la puso. Iba de visita a la casa de los padres, hoy fallecidos».

«La gente que me conoce sabe quién soy yo y quién es él. Pero la que no me conoce me iba a juzgar. Yo tengo miedo. No duermo tranquila, porque tengo amenazas. Pero me voy a quedar ahí mientras el papá de mis hijos me apoye», concluyó.